Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

El objetivo de este blog es unicamente difundir la palabra de Dios y proveer un medio sencillo y practico para ayudarnos unos a otros a crecer y mantenernos firmes en la fe que nos dejo Jesucristo, el Hijo de Dios.

Necesidad para unos, para otros una oportunidad

Publicado en 8 Diciembre 2009 por PALABRAS SENCILLAS in UNA CUCHARADITA AL DIA

NECESIDAD PARA UNOS,
PARA OTROS UNA OPORTUNIDAD

En la actualidad, el mismo materialismo ha convertido a muchas personas en consumistas compulsivos, además agreguémosle lo mal administradores y poco previsores, gastan mas de lo que tienen y de lo que necesitan, adquieren tarjetas de crédito y las manejan mal para que en poco tiempo no solo hayan sobrepasado el limite de sus créditos sino que caen en una categoría de moroso y es cuando comienza toda una odisea de deudas y los acreedores: bancos, casas de empeño, usureros y oportunistas hacen de las suyas, aprovechándose de la administración desordena de tus ingresos para imponerte intereses altos, refinanciamientos y prestamos a cambio de que tu pagues tres o cuatro veces la deuda original, lo que hace que tus días se vuelvan una pesadilla.

AMOS 8:4-7 Oíd esto, los que explotáis a los menesterosos, y arruináis a los pobres de la tierra, diciendo: ¿Cuándo pasará el mes, y venderemos el trigo; y la semana, y abriremos los graneros del pan, y achicaremos la medida, y subiremos el precio, y falsearemos con engaño la balanza, para comprar los pobres por dinero, y los necesitados por un par de zapatos, y venderemos los desechos del trigo? Jehová juró por la gloria de Jacob: No me olvidaré jamás de todas sus obras.

Es lamentable que muchas familias vivan esa situación tan incomoda, pero no debemos perder la cabeza y deben de comenzar a salir de este problema. Primero ora mucho y habla con Dios, pidiendo fuerza, valor y provisión para poder pagar. En segundo lugar ordena tus deudas de la más alta a la más chica, y comienza por pagar las deudas más pequeñas, aunque no significa que no seguirás abonando a tus otros acreedores; además ya no te comprometas a más deudas, evita tus compras impulsivas, compra lo básico y necesario, limítate a gastar el dinero que tienes y cancela toda tarjeta de crédito que poseas. No vayas a creer que Dios te va a mandar una bolsa de dinero del cielo, aunque para el no hay nada imposible, pero no pretendas creer que tu puedes seguir una vida de despilfarro y que luego el Señor va a cancelar por ti todas tus deudas, debes poner un poco de tu parte y ser mas ordenado en tus finanzas,…esfuérzate y se valiente, mantente cerca de Jesucristo. No permitas que personas inescrupulosas te vean como una presa fácil, que en apariencia te hacen creen que te quieren ayudar, prestando dinero a bajo interés con un plazo muy largo o que te compran las cosas que con mucho esfuerzo te han costado. Pero si ya fuiste presa de estos devoradores, tranquilízate y busca la manera de cómo resolver tu problema, no busques venganza, recuerda que tu mismo fuiste el que metiste en este lío; no te lamentes de tus malas acciones que en su momento tuviste mucho consejo pero no quisiste escuchar.
Dios te bendiga

Comentar este post