Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

El objetivo de este blog es unicamente difundir la palabra de Dios y proveer un medio sencillo y practico para ayudarnos unos a otros a crecer y mantenernos firmes en la fe que nos dejo Jesucristo, el Hijo de Dios.

Pobre, hasta para pedir

Publicado en 21 Julio 2009 por PALABRAS SENCILLAS in UNA CUCHARADITA AL DIA

POBRE, HASTA PARA PEDIR

Cuando un niño desea algo por la calle, rápidamente pide a sus padres que se lo compren y probablemente le cumplan su capricho, pero luego el niño se da cuenta que hay otras cosas que le llaman la atención y continúa pidiendo, quizás es complacido las muchas veces que pide, en otros casos no le compran ni la primera vez; pero lo importante de esto no es si el niño pide o si lo complacen o no, el detalle que no podemos perder de vista es lo que se pide y como se pide; si es algo que realmente te servirá y necesitas  o solo se trata de  un capricho.

 

SANTIAGO 1:2-7

Hermanos míos,  tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. Mas tenga la paciencia su obra completa,  para que seáis perfectos y cabales,  sin que os falte cosa alguna. Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría,  pídala a Dios,  el cual da a todos abundantemente y sin reproche,  y le será dada. Pero pida con fe,  no dudando nada;  porque el que duda es semejante a la onda del mar,  que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra. No piense,  pues,  quien tal haga,  que recibirá cosa alguna del Señor.


Debemos ser concientes que si bien tenemos un Padre amoroso, eso no significa que como sus hijos vamos a pretender que podemos pedir todo cuanto se nos antoje y que El esta obligado a cumplir nuestros deseos, el Señor sabe perfectamente tus necesidades y no te dará mas ni menos de lo que realmente necesitas.


Nosotros muchas veces oramos y hacemos nuestras peticiones al Señor, pero hay un detalle en el cual probablemente no hayas puesto atención y es que no tienes fe, en realidad pueda ser que pidas muchas cosas, pero sin tener fe; como dije, Dios nos da todo lo que necesitamos sin pedírselo, El escucha y mira lo que hay en nuestra mente y en nuestros corazones, pero primero esta en Su voluntad y en Sus planes hacerlo, nosotros no somos quienes para criticar o intentar cambiar la voluntad del Señor.


Muchas personas al mismo tiempo que dicen “confío en que Dios “, en su interior están pensando “no creo”; lastimosamente actuamos de esa manera, pretendiendo creer en Dios pero la verdad no confiamos, no tenemos verdadera fe  en Cristo, no una creencia por conveniencia, donde muchos se frustran porque no obtuvieron lo que desean, pretendiendo que con el simple hecho de orar sus deseos serian cumplidos.

Busca a Cristo, deja que more en tu corazón el Espíritu de Dios, pero sobre todo deposita tu fe en nuestro Señor, más que para buscar un beneficio personal, que sea para servir a Su Plan Perfecto.

Dios te bendiga.

 

Comentar este post